¿ Qué plantea la Capilla Sixtina desde la altura hacia los comensales?

leonardovinci

La Capilla Sixtina en la ciudad de Toluca, desde el 5 de noviembre en la Plaza de los Mártires, anuncia – silenciosamente – el postfordismo, una especie de reorganización social en función de intereses  ¿ glocales?.  Desde la segunda mitad del siglo XX, la Segunda Guerra Mundial ocasionó nuevos escenarios para trazarse lo artístico. La sociedad occidental ha venido replanteándose la organización del sistema económico en términos de intercambio global. El arte mexicano entendido como práctica social no ha sido ajeno a los cambios internacionales.

La instauración de un sistema de modernización capitalista inició con los acuerdos de Bretton Woods y la creación del Banco Mundial (WB) y el Fondo Monetario Internacional (IMF). Las transformaciones continuaron con la crisis del petróleo de los años setenta y culminaron bajo la emergencia de una derecha renovada bajo la bandera del neoliberalismo económico. La sociedad de la información es un periodo donde la relación entre la técnica y sociedad aparecieron como elementos sustanciales debido a la aparición de las NTCI.

Daniel Bell, fue uno de los primeros en describir los escenarios de las sociedades postindustriales. En El advenimiento de la sociedad post-industrial (1973) destacó cinco características que se experimentarían con el desarrollo de la nueva sociedad: a) el cambio de una economía industria a una de servicios; b) el predominio de la clase profesional y técnica; c) la primacía del conocimiento teórico; d) planificación y control social de la tecnología y e) la creación de una nueva tecnología intelectual.

Es fundamental comprender las lógicas del capital industrial y el simultáneo dominio global progresivo del capital mercantil financiero. Las bases para la circulación libre del capital financiero, la desregulación a las barreras arancelarias,  apertura a mercados globales, deslocalización de los procesos productivos a través de la externalización de servicios, aparición de figuras empresariales, alianzas estratégicas o joint ventures, franquicias, subcontratación de procesos y servicios, reorganización de los mercado de trabajo, etc; en suma, estas maneras de organización de la economía, basada en intercambios globales genera modificaciones a la geografía del poder político, económico y cultural.

El Estado-Nación ha sido impactado por los acontecimientos internacionales obligando a volver reflexivos sus procesos de decisión. El modelo de control jerárquico ha tenido que apelar a los nuevos modos de cooperación entre el Estado y los actores no estatales al interior de redes entre lo público y lo privado. Adaptación de lo local a lo global. Transformación de la centralidad fordista por actividades de producción basadas en cadenas de montaje frente a la multiplicidad – deslocalización – de lugares resultado de procesos transnacionales: sistema de producción postfordista.

La ciudad deviene una lucha constante entre inversores extranjeros y empresas nacionales para la prestación de servicios. La gestión urbana plantea como megaproyectos la atracción de turistas e inversionistas hacia sus respectivas ciudades. La potencialidad de lo urbano se mide por la incorporación de atributos valorados por el mercado internacional de capitales: marco legal y político estable, estabilidad económica, facilidad para hacer negocios, posibilidad de circulación de capitales, centros de negocios consolidados, disponibilidad de información, capital humano avanzado, calidad de vida para ejecutivos, etc (MCWW, 2008, p. 4). La ciudad de México (CDMX) ha buscado aparecer en los mejores puestos dentro de los rankings de competitividad urbana bajo una imagen que avale aspiraciones, visiones e imágenes de globalidad, diversidad y sofisticación. Seducción al exterior, pero ¿ lo interior?.

El mundo del arte tiene instituciones: museos de arte contemporáneo, bienales, ferias de arte; etc; funciona como estrategia de promoción catalizando voluntades políticas que buscan validar posibilidades de inversión y rentabilidad. Las intervenciones urbanas aunadas a las autoridades buscan revalidar su legitimidad democrática. La estrategia consiste en entregar la cultura a la ciudadanía bajo la fórmula de la redistribución del lujo. (Esteban, 2007, p. 45). La difusión de lo artístico impulsa procesos económicos asociados a lo que Richard Florida llama el núcleo superlativo: alta tecnología y matemáticas, arquitectura e ingeniería, ciencias (biológicas, físicas y sociales), educación, arte y diseño, entretenimiento, medios de comunicación (Florida, 2002, p. 328, citado en Sabaté y Tironi, 2008).

El arte contemporáneo se convierte en parte del proyecto económico y rebasa la comercialización de obras y , por supuesto, presta poca atención a las necesidades de las prácticas artísticas desde lo inmediato. El artista local tiene que replantear su ejercicio profesional en función de la demanda global. En el peor de los casos, “chambear” para el político.  La activación de lo social se vincula a la generación de núcleos turísticos, entretenimiento, coleccionismo, galerismo local, industria editorial, desarrollo de distritos culturales, procesos de regeneración urbana, etc. La percepción que se tiene actualmente del arte a nivel internacional y, por supuesto México, es la de un arte visible desde el mercado del arte. Es decir, un arte que aparece en las galerías, museos, centros de arte, etc; en cuyo caso la presencia mediática es fundamental. Por citar sólo un ejemplo: Yayoi Kuzama con su exposición titulada Obsesión infinita realizada en el Museo Tamayo (2015) detonó el fenómeno selfie entre los visitantes acarreando olas masivas de consumo y poca reflexión: ¿ qué tanto ayuda a la construcción del tejido social la función del arte como espectáculo?

Rodrigo Millán Valdás en Sistema global del arte: museos de arte contemporáneo, bienales y ferias como mecanismos de posicionamiento urbano en los circuitos globales de intercambio menciona ejemplos de exposiciones occidentales ocurridas en distintas ciudades desde mediados del siglo XIX: a)  Londres en 1851 o Chicago en 1893 llevaron obras como el Palacio de Cristal o los parques y avenidas planificados por Olmsted para impactar a los participantes del mundo entero; b) El museo de Guggenheim de Bilbao como estrategia para colocar una red de cierto tipo de destinos turísticos; c) la Casa de la Música en Koolhaas en Port, d) el complejo de la Ciudad de las Artes y las Ciencias de Calatrava en Valencia; e) el esfuerzo de los Emiratos Árabes a través de Abu Dhabi; f) el Museo del Louvre y la Universidad de La Sorbonne francesa, etc; la competitividad de la ciudad queda remitida a la posibilidad de desarrollar una gran obra arquitectónica acompañada del patrocinio de un icono de las industrias culturales. Juzgue usted mismo.

México es un caso transformado por la economía y sus acontecimientos sociales. Mientras el fordismo creó una geografía humana basada en la producción de mercancías estandarizada: corredor industrial de Toluca, por ejemplo. Desde los setentas en adelante, la lógica postindustrial demanda un nuevo tipo de ciudad. La experiencia como mercancía. Alberto López Cuenca (2005) en El desarraigo como virtud: México y la deslocalización del arte en los años 90 plantea un punto de partida: la crisis del petróleo de 1973 y 1979. Primero, José López Portillo, durante su mandato (1976-1982), encontró yacimientos que impulsaron el endeudamiento para invertir en la extracción del petróleo. El precio del crudo asistió a un picada en 1981. La devaluación del peso, el aumento de la inflación y el incremento de la deuda externa llegó de 20 mil millones de dólares en 1972 a 90 mil millones en 1982 (vid. Lorenzo Meyer et al., Una historia contemporánea de México, Océano, 2003).

El devenir de la industria mexicana en los años 70 y 80 asiste a un proceso de reconversión internacional. El abandono desde la producción industrial y agraria hacia el sector servicios y tecnologías de la comunicación. El sector de servicios o terciario fue influenciado por necesidades de Estados Unidos: plantas donde se ensamblan productos, maquiladoras, desde coches a pantalones cuyas materias primas provienen del tercer mundo. Las maquiladoras son empresas establecidas en México que responden a las necesidades de consumo de otro país y que apenas repercuten en las arcas del Estado: sólo el 3 ó 4 por 100 de los materiales utilizados por las empresas gringas son mexicanos (vid. Laurence Pantin, «Mexique, la genèse des “maquiladoras”», Les Echos, 9 de junio de 2004). La empleabilidad de trabajadores no es suficiente para impactar en el tejido productivo y económico. Con todo, cincuenta años sitúan un camino a medias entre el sector servicios y la producción industrial tradicional.

Tercer momento. Miguel de la Madrid (1982-1988) intentó sacar al país de la crisis acompañado por constantes devaluaciones del peso: 153 por 100 en 1982 y de 141 por 100 en 1983. Cabe señalar que, México entra al GATT, Acuerdo General sobre Aranceles Aduaneros y Comercio, y sólo años después el salario real de los mexicanos era un 40 por 100 inferior al de 1980. El periodo, según Cuenca, puede traducirse en la desaparición de ramas enteras enfocadas al mercado interno, la economía informal aumentó y sólo el 35 de 100 de la fuerza de trabajo estaba empleada en el sector moderno de la economía (Meyer et al., ibidem).

El candidato gubernamental Carlos Salinas de Gortari impulsó reformas económicas de orientación neo-liberal: privatización de la banca, venta de empresas estatales, firmas de un tratado de libre comercio con EE.UU y Canadá. El descontento social tiene listado: el 1 de enero de 1994 se produce el lanzamiento del Ejercito Zapatista de Liberación Nacional, el asesinato de Luis Donaldo Colosio, la crisis económica de diciembre de 1994, el arresto de Raúl Salinas por la autoría intelectual del asesinato de José Francisco Ruiz Massieu, la posesión de cuentas en Suiza, el exilió de Salinas en Irlanda, entre muchos otros; se traducen en un costo social ambivalente. Por un lado, México entra al club del primer mundo con el TLCAN. En tanto, la mitad de la población indígena vive un umbral de pobreza extrema.  Ernesto Zedillo (1994-2000) y Vicente Fox (2000) continúan la política de liberalización económica emprendida por Salinas.

Vale la pena detenerse en la década de los 90, afirma López Cuenca. En la búsqueda de criterios de distinción con respecto a la propuesta de un modelo de producción desde las prácticas artísticas: asistimos a una transformación. El artista pasa de productor de bienes al de un prestador de servicios (monta talleres, ofrece conferencias, trabaja por pedidos, etc).  La trayectoria del arte occidental puede asimilarse como un reflejo que se expande al resto del mundo con sus propias concepciones ideológico-estéticas, formas de valoración, distribución y venta. Miguel Peraza y Josu Iturbide (2015) en El arte del mercado del arte proponen un modelo que permita reflexionar acerca de la relación económico-social del arte:

  • Prehistoria: el mago artesano anónimo sin especializar hace rituales bajo la necesidad de supervivencia. La comunidad (tribu) mediante el reparto de lo cazado o recolectado agradece las funciones mágicas.
  • Civilizaciones antiguas: el artesano anónimo especializado hace arte como símbolo de poder, trascendencia y necesidad decorativa. El poder político-religioso, teocracia- aristocracia-monarquía reconocen las habilidades del artesano.
  • Grecia y Roma: el artesano concreto especializado. El artista hace arte como búsqueda de un ideal filosófico asociado a la belleza y estética. Los poderes político, económico y religioso  entiéndase oligarquías-dictaduras-republicas reconocen la función del arte en tanto práctica social.
  • Edad Media: Los artesanos anónimos agrupados en gremios producen arte como representación religiosa, es decir, imágenes de culto. El poder religioso (órdenes) y la aristocracia feudal dominan éstas actividades.
  • Renacimiento: Los artistas se organizan en talleres. La función del arte como actividad intelectual, investigación artística y representación religiosa dominan los paradigmas del gremio. La monarquía-aristocracia-clero y burguesía comercial reconocen la práctica a través del encargo y mecenazgo.
  • Academicismo: El artista profesional afiliado a la academia genera arte decorativo por prestigio de clase o adocenamiento. Las colecciones privadas burguesas o aristocráticas reconocen su trabajo en museos o salones.
  • Vanguardia: El artista subjetivo se asocia a galerías y depende de la crítica para su prestigio. Los objetivo del arte oscilan entre los ideales revolucionarios, la investigación creativa, el arte por el arte, la búsqueda de autonomía y separación de la masa. Las colecciones privadas de la burguesía industrial reconocen su labor. El arte es percibido como un bien de consumo no enajenante.
  • Actualidad: El artista posmoderno vinculado a mercado y medios. El arte busca su sentido actual. Existe una lucha por el éxito y la libertad vinculadas al mercado. Las colecciones privadas de empresarios o la burguesía post-industrial reconoce su función. Aparecen canales de distribución y mercados especulativos. El consumo no enajenante es percibido mediante patrocinios filantrópicos y apoyos fiscales (p34-35)

Lo artístico refuerza la creencia basada en la dependencia absoluta del sistema global de arte contemporáneo con respecto del lugar. El sistema postfordista inserta un proceso de creación transnacional cuya cualidad es llevar desplazamientos de códigos que son continuamente recontextualizados y resignificados. Sin embargo, sostener que será la tendencia imperante es pasar por alto que el funcionamiento del sistema depende de la articulación de distintos ejes de acción: ¿ Qué susurrá la Capilla Sixtina desde la altura hacia los comensales?

Referencias

Esteban, I. (2007). El efecto Guggenheim. Del espacio basura al ornamento. Barcelona: Anagrama. [ Links ]

Florida, R. (2008). Who ‘syour city? Canada: Random House Canada. [ Links ]

MasterCard Worldwide (2008). Worldwide Centers of Commerce Index. En http://www.mastercard.com/us/company/en/insights/studies/2008/wcoc/index.html

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s